Trotamons 2017: experiencia y superación

Transcurre el tiempo y llega el día en que se celebra la Trotamons Bike Race, primera maratón BTT en la que participé en 2016. Sin lugar a dudas, una marcha que te anima a participar, por la amabilidad y calor humano de organización, voluntarios y gentes de la comarca, por el atractivo de la propia prueba a nivel paisajístico, los Monegros, y por una buena y generosa proporción de costes y servicios. Además, este año tengo el gusto de compartir la experiencia con mi gran amigo David, por lo que el 8 de abril de 2017 será recordado por mucho tiempo.

La jornada

Partimos a las 8 de la mañana desde Sentmenat, desde donde hemos cargado las máquinas con rumbo a Fraga. Es un camino de media distancia que se puede cubrir en un par de horas largas. Llegamos sin ninguna incidencia a Fraga a las 10.30h, siendo de los primeros en llegar. En el aparcamiento contiguo al village de la marcha sólo se encuentran las furgonetas de los corredores de élite, cabe recordar que la prueba este año es competitiva, esta gente tiene otros objetivos y viven la historia de otra forma, seguramente de manera mucho más estresante y quizás incluso presionados.

Primer objetivo, ir a buscar el dorsal, tomar un café y almorzar algo, ciertamente no recuerdo el orden. En todo caso disponíamos de tiempo suficiente para prepararnos y prepararlas, para calentarnos y afinarlas. Para David era la primera participación en la Trotamons, así que le voy explicando batallitas e impresiones del año anterior. Recogemos el dorsal, el 52 para él y el 11 para mi, además de el maillot, una botella de Somontano de Bodega Sommos, y alguna sorpresa más en la bolsa del corredor. A continuación almorzamos un café, para acabar de despertarse del viaje, y un bocadillo de jamón, que vendrá perfecto para añadir sales al organismo.

 

 

 

El ambiente se empieza a animar a partir de las 11h., se forman la primeras colas. Sin duda alguna hemos hecho bien en llegar pronto, aunque la salida esté prevista para las 13h.. Nosotros tranquilamente nos ponemos a hacer nuestro Brunch particular, una buena bandeja de pasta, con o sin atún, queso y tomate, que nos vendría perfecta para cargarnos de energía antes de la prueba. Posteriormente, nos cambiamos en los vestidores del pabellón del Sotet, y a continuación vamos a preparar las bicis. Un poco de engrase, montar y ajustar alguna pieza, y listos!! Son las 12.15h… David vamos a calentar!

 

 

 

Es mediodía, y el calor comienza a apretar en pleno mes de abril, se comenta que la temperatura puede llegar a 28ºC a primera hora de la tarde… no se equivocaron. En ese momento recordamos que no llevamos crema solar, demasiado pronto para pensar en ello… pero ciertamente hizo falta. Nos damos una vuelta por los alrededores del pabellón, pasamos por la puerta de Florida 135, una de las catedrales de la música electrónica, icono para muchos de nuestra generación, y seguimos paralelos al río Cinca, para volver nuevamente a línea de salida, sobre las 12:45h. La línea de salida ya estaba muy llena, así que nos ubicamos bajo un árbol, en busca de sombra, en zona más bien de cola. Recordar que he comentado que la prueba había pasado a ser competitiva, pues bien, a la 13h. en punto se da el inicio de la prueba, con un giro de 180º que nos permite ver la progresión de los primeros mientras nosotros ni nos hemos movido, salen realmente nerviosos, con mucha fuerza… entre nuestro alrededor los comentarios son “A donde van!” entre risas, está claro que la mayoría busca la experiencia no competir.

 

 

 

A la 13h. empezamos a caminar, a continuación pedalear poco a poco, y a medida que se va estirando el grupo, se va cogiendo un buen ritmo. Los primeros 2 kilómetros por las calles de Fraga son frenéticos… todos quieren llegar pronto a la cuesta del Perdigano.

Nervios iniciales, dudas de si tirar o no, me siento fuerte, me siento bien, y mi objetivo era superarme. Para David era su primera Trotamons, y como tal tenía que vivirla él mismo, a su ritmo, a parte de que ambos íbamos muy descompensados en cuanto a entrenamiento previo.  Le agradezco mucho que respetara mi ímpetu y fuera valiente para aceptar el reto de seguir el camino, y espero y creo que la experiencia le ha gustado. Así pues, tras la ascensión al Perdigano, entramos en una zona de falso llano que serpentea, y ligeramente me voy dejando llevar, aumento el ritmo, y ya pierdo a David de vista, nos volveremos a ver en meta.

En general de la marcha, comentar por mi parte que me sobrecargué durante la primera parte, en la cuál se concentraba el mayor desnivel, pero el terreno animaba a seguir a ritmo. Pude haber pagado el esfuerzo inicial, de hecho entre los kilómetros 70 a 80 tuve ciertos problemas para avanzar, animado por una ligera brisa en contra… pero tras el penúltimo avituallamiento me volví a animar y finalicé a tope, apretando dientes a través del muro para intentar llegar marcando menos de 5 horas. Durante el recorrido coincidí en gran parte con un grupo de riders, con el que fuimos alternando posiciones, a diferencia de otras marchas en las que rodaba en tierra de nadie, esta vez si que tuve compañía durante gran parte del recorrido. Destacar que entre el grupo había una rider que inspiraba mucho respeto, de verdad, incluso costaba avanzarla, por ver con que clase pedaleaba y como guiaba a un grupo. Impresionante y admirable.

Tras el muro entro en meta muy cargado, reto casi superado! Me he esforzado, personalmente lo he conseguido. David entra un rato más tarde, también ha superado su reto personal, no conocía el terreno, las condiciones fueron duras, sol y calor, y rodó en solitario, como yo hace un año, pero lo superó y finalizó la Trotamons. Yiiiihaaaa!!!! Juntos marchamos nuevamente hacía la salida, donde teníamos duchas, pasta party, limpia-bicis, guarda-bicis, y alguna última sorpresa. Me alegro de que Rita, a quién junto con Manel conocí en la edición anterior, ha conseguido el primer puesto en su categoría, genial! También he conocido personalmente a David Lax, un rider de la zona a quien sigo por las redes y que me permitió descubrir el trazado de la Trotamons a través de strava. Tras finalizar, antes de marchar me cruzo con Peter, el speaker de la Trotamons, voluntario y hombre de muy buen fondo y sabiduría. Lo conocimos el año anterior, mientras yo recuperaba el aliento, Sandra y Nil, que me acompañaron, conversaron con él, y tras ver que no nos había tocado nada en el sorteo, nos obsequió con una caja de ricas manzanas… Tras saludarle y mandarle recuerdos de parte de Sandra y Nil, sin dudarlo nos volvió a regalar una caja de manzanas… Gracias Peter! Sou molt bona gent!

20170409_233500.jpg

No sólo nos llevamos la experiencia ciclista, también conocer a buena gente.

Tras la entrega de nuestro premio a la simpatía, saludamos a Peter y creo que al presidente del Club Ciclista de Fraga, le damos la enhorabuena, y ya pensamos en marchar. Cargamos las bicis, y hacemos camino de vuelta, en un par de horas estábamos en casa con una nueva experiencia, compartida, no sólo deportiva. Y también nos hemos superado, mejorando, aprendiendo, y ya pensando en la próxima aventura.

La ruta (mapa)

En esta edición de la Trotamons, el recorrido variaba respecto al año anterior. Se mantienen las tres subidas destacadas (Perdigano, Madalena y Antigua N-II), pasos variados (senda, Velilla), transcurso por los toboganes de los Monegros, anchas pistas y caminos de rectas interminables, polvo, que te animan a pedalear buscando siempre un buen ritmo, pero que a la vez engañan pues en múltiples tramos la pendiente es positiva. Y para finalizar el amado / odiado muro de Velilla, sólo aquellos que lo han pasado entienden el nombre y las sensaciones que provoca.

De las ascensiones presentes, aunque todas ellas son de corta distancia, cada una tiene un aspecto que las caracteriza. El Perdigano es una rampa que se inicia a la salida de Fraga, por lo tanto el grupo aún no se ha estirado, y asciende progresivamente para elevar el perfil a través de una pista de grava, muy seca, y en la que la mayor dificultad es saber seguir un buen ritmo de ascensión con un importante tráfico, y con suerte evitar cualquier caída provocado por el piso. Curiosamente, no se forman tapones a pesar de estar muy cerca del inicio de la prueba.

La Madalena es una rampa sobre asfalto que alcanza pendientes del 11%, un lugar perfecto para recuperar posiciones… o para quemar tus posibilidades si no dosificas bien el esfuerzo. 1 sólo kilómetro puede hacerte echar a perder toda la marcha por una simple sobrecarga. Y finalmente la ascensión de la antigua y trinchada N-II, un puerto de 4 kilómetros con una pendiente media de 4-5 %, que permite avanzar a buen ritmo y recuperar posiciones.

Del resto del recorrido no quiero entrar en detalles, creo que lo mejor es tener la experiencia. Se respira Monegros, el polvo formará parte de ti al finalizar la marcha, el paisaje en algunos tramos es desolador a la vez que de gran belleza (barrancos, ramblas, taludes, etc.), y como pasa en toda la zona, de no ser por la expansión del regadío el aspecto sería muy diferente.

A continuación os dejo un mapa interactivo (carto) en el cuál podéis ver la ruta de la Trotamons 2017, y también bajo la ruta podéis consultar la lectura real de velocidad y altura del recorrido realizado el pasado 8 de abril. Os permite ver los tramos en que se ha sostenido la media y aquellos en los que se presenta mayor dificultad (ascensiones, zonas de falso plano). De momento voy experimentando con los datos que nos aporta el GPS y las capacidades de Carto, a ver poco a poco hasta donde podemos llegar.

 

Una imagen vale más que…

Gracias al Club Fotográfico de Fraga y resto de voluntarios podemos contar con unas cuántas imágenes, de calidad y sin coste, de los diferentes tramos de la marcha. Es de agradecer, no sólo las fotos, sinó también los ánimos que todos ellos nos dieron a lo largo de todo el recorrido, en cada cruce, en cada avituallamiento, desde el inicio hasta el final.

 

 

 

Resultados

A pesar de que no es lo más importante, siempre prestamos cierta atención a los tiempos y la posición en la marcha. La Trotamons 2017 cambiaba el formato, pasaba a ser una prueba competitiva y con un mayor número de participantes (1000), ciertamente se notó mucho en el nivel general, había mucha adrenalina en los puestos de cabeza en la salida. Personalmente me propuse mejorar los tiempos del año anterior, así como finalizar con buenas sensaciones y con solvencia, sin sufrir por acabar. Ambos objetivos han sido conseguidos, y me siento muy satisfecho por el esfuerzo realizado, en todos los sentidos.

En 2016 fueron 6:45 horas para cubrir el recorrido de 120 kilómetros, a una media de 17,8 kms/h, recuerdo perfectamente no tener nada claro si podría completar el recorrido, y decidir si realizar la larga hasta llegar al paso de corte.

En 2017, he cubierto los 105 kilómetros de recorrido único con un tiempo de 5:01 horas y una media de 20,7 kms/h, prácticamente consiguiendo el objetivo interno que me había propuesto de completarla en 5 horas (y reduciendo en casi 1 hora el tiempo realizado en el 2016, estimando la misma distancia con mismo ritmo). Comentar que el tiempo incluye las pausas en avituallamientos (5), por lo que la media es superior y el tiempo efectivo de pedaleo es inferior. Sin entrar en detalles, estoy muy satisfecho y animado por el resultado, pero sobre todo por como llevé toda la marcha.

Conclusiones

La Trotamons es una gran prueba ya consolidada, este año era la 14a. edición, que aúna sobretodo una gran organización, realizada por el Club Ciclista de Fraga, y un gran apoyo social por parte de la gente de Fraga y de toda la Comarca del Bajo Cinca. La calidez y buen trato está presente desde el primer momento en que llegas a Fraga, hasta cuando marchas y paras en la primera estación de servicio y te preguntan ¿Qué tal ha ido? Todo en su conjunto está bien calibrado: avituallamientos completos y bien distribuidos; recorrido rodador, variado y a la vez exigente, marcado al nivel de cualquier carrera profesional, y además con la presencia de voluntarios en todos y cada uno de los cruces, con una sonrisa y una palabra de ánimo; por los Monegros (aunque este detalle no sea destacado ni aprovechado como hacen otras marchas…); los servicios de la marcha son generosos y de calidad (limpieza de bicis, guardarropa, duchas, masajes, actividades para acompañantes, bolsa del corredor, obsequios…); y todo ello a un precio de inscripción equilibrado y proporcionado, incluso muy económico si eres rápido en la inscripción.

En resumen, una gran marcha, de dimensiones humildes pero sin faltar ningún detalle, con un gran trato humano y atención al corredor, y una fecha que seguramente se convierta en fija en el calendario de próximo años. Enhorabuena a toda la gente que hace posible la Trotamons, y hasta el próximo año!

Salut i pedals!

10 comentarios sobre “Trotamons 2017: experiencia y superación

  1. Hoy he recuperado del Facebook este resumen de la Trotamons del cual cuando lo leí hará casi un año me permitio conocer la existencia de esta prueba. Me quede con ella, creo que tus comentarios tienen a ver . El caso es que ya me había olvidado y hace unos tres meses en un viaje por trabajo al pasar por Fraga me vino a la menoria. Al siguiente dia busque por internet convencido de que por las fechas ya tenia que estar la edicion 2018 en marcha,
    Efectivamente las inscripciones estaban abiertas i sin dudarlo en un momento ya tenia mi inscripcion aceptada, curiosamente despues he visto que por los pelos, dorsal 894 de 900… Total que dentro de una semana alli voy a estar y espero disfrutarlo como cuentas que lo as hecho tu.
    Josep Serra
    Facebook: RutesOsonaBtt

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Josep! Gracias por tu comentario y por permitir que la crónica te haya seducido y tengas ganas de tener una experiencia Trotamons.

      Tal y como cuentas, el destino ha querido que no te la pierdas, así que espero que la disfrutes mucho y te agradeceré que después me comentes que impresiones tienes. Por las razones que cuento a mi me ha enganchado y supera con creces otras propuestas.

      Admira el Monegros real, déjate cuidar por la gente de la comarca y disfruta del recorrido. Yo tenía el dorsal 3… pero por motivos personales finalmente no voy a poder asistir, muy a mi pesar. Así que en 2019 volveré con más ganas. Salut i pedals!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s